lunes, 28 de mayo de 2012

Labora en campaña gente de Yarrington

AGENCIA REFORMA/ QUERÉTARO, QUERÉTARO

Ex colaboradores del exgobernador de Tamaulipas, Tomás Yarrington, como Paloma Guillén y Baltazar Hinojosa, ocupan posiciones clave en la campaña del priista Enrique Peña Nieto.

Ambos son coordinadores regionales de campaña y trabajaron con el exmandatario tamaulipeco, hoy acusado de lavado de dinero y ligas con el narcotráfico.

Guillén fue Secretaria de Gobierno en la era de Yarrington, sin embargo su relación con él comenzó desde antes cuando como líder del Congreso local le aprobó una solicitud de crédito.

En 2002 ocupó la Secretaría General de Gobierno y, durante su cargo, un informe de la Auditoría Superior de la Federación informó que no se comprobaron adecuadamente 30 millones de pesos en la construcción del penal de Altamira.

También en su desempeño, empezaron a correr versiones de nexos entre Yarrington y el narcotraficante Osiel Cárdenas Guillén.

Más tarde, ya en la gestión de Eugenio Hernández, Paloma Guillén fue designada Procuradora sin pasar por la aprobación del Congreso local y en su ejercicio, la ola de violencia se recrudeció en Tamaulipas.

Es diputada federal por la vía plurinominal y coordina la promoción del voto en favor de Peña Nieto en Yucatán, Tabasco, Chiapas, Campeche, Quintana Roo, Oaxaca y Veracruz.

Por su parte, Baltazar Hinojosa apareció en 2000 como Secretario de Desarrollo Social al inicio de la administración de Yarrington. Más tarde fue Secretario de Educación, Cultura y Deporte, la oposición lo acusó de mantener aviadores en la dependencia, entre ellos Raúl Zárate Lomas, exvocal ejecutivo del IFE en Tamaulipas y hoy Secretario de Acción Electoral del Comité Directivo Estatal del PRI en esa entidad.

Ahora coordina la campaña tricolor en los estados de Baja California, Baja California Sur, Colima, Guanajuato, Jalisco, Sinaloa y Nayarit.