martes, 20 de abril de 2010

Sabina y su encuentro con Calderón: Cada quien mantuvo su posición

MEXICO, D.F., 19 de abril (apro).- El secretario de Gobernación, Fernando Gómez Mont afirmó que durante la comida con el presidente Felipe Calderón, el cantautor español Joaquín Sabina no se retractó de sus declaraciones, cuando calificó de “ingenuo” al Ejecutivo federal por su lucha contra el narcotráfico.

Sabina llegó esta tarde a la residencia oficial de Los Pinos en un vehículo. Según informes, el cantante fue invitado a una comida privada con el presidente Calderón, quien la semana pasada asistió a un concierto del intérprete español.

Gómez-Mont dijo que Sabina “está preocupado por México y con ganas de hablar” con Calderón.

En la comida, amenizada por mariachis, Sabina interpretó varias canciones, como "Llegó borracho el borracho". Además de Consuelo Sáizar, directora del Conaculta, también estuvo como invitada Tania Libertad, quien afirmó que es amiga de Sabina.

Antes de su concierto de la semana pasada, en conferencia de prensa, Sabina llamó “ingenuo" al presidente Calderón por plantear la lucha antidrogas como una "guerra".

Dijo: "Parece mentira que no supiera que esa guerra no la puede ganar él ni nadie".

Incluso, Sabina se pronunció por legalizar el consumo de drogas, ya que así "si no se acaba con las drogas, sí se acaba con la corrupción, con las muertes y con los asesinatos y la infiltración en el poder".

Ahora, al salir de Los Pinos, Gómez Mont afirmó sobre lo ocurrido en la comida: "Todo (estuvo) muy bien, en armonía. Sabina es un hombre talentoso, inteligente, que honradamente hace (declaraciones)".

Según el funcionario, Sabina “es una voz que tiene que ser escuchada, porque es una voz preocupada por lo que está pasando en el país. De sus preocupaciones y sentimientos, que dé cuenta Sabina. Por lo pronto, como siempre es un placer escucharlo y conversar con él".

Dijo que Calderón no cantó, y de inmediato aclaró: "Yo no lo escuché".

Luego de las declaraciones de Sabina, el pasado 12 de abril, Gómez Mont le envió una carta al cantante español, en la que le explica los motivos de la lucha de Calderón contra el narcotráfico.

Gómez Mont afirmó que reestablecer la tranquilidad en México es un problema "que preocupa sobre todo a los que quieren a este país y que aquí han encontrado espacios de libertad y de verdad".

--¿No hay mala voluntad en los comentarios de Sabina? –se le preguntó.

--No. Ninguna mala voluntad. El es un hombre bien intencionado, talentoso y que ha vivido.

--¿Se retractó de lo que dijo?

--No. No había por qué retractarse. Lo único que dice es que ser ingenuo significa tener capacidad de la esperanza y de seguir peleando aún en aquellos casos donde los espacios para esperar, reaccionar y defenderse se reducen. La ingenuidad, por lo que a mí toca, es un acto de buena fe que puede ser superado sólo con verdad y con compromiso.

Más tarde, al salir de la comida, en entrevista con reporteros, Sabina afirmó “El ingenuo era yo".

A una pregunta en el sentido de si salió convencido con las palabras de Calderón, un sonriente Sabina dijo que no y que cada quien se había quedado en sus posiciones.

Por su lado, la cantante Tania Libertad confirmó: "Joaquín Sabina le repitió (a Calderón) lo que le había dicho, y le dijo que no se arrepentía, y además dijeron cosas muy bonitas. Fue muy interesante. Ojalá hubiera sido abierta para que ustedes hubieran podido captar todo el buen ambiente que hubo, muy buen ambiente".

Proceso
20/04/2010