domingo, 25 de abril de 2010

José Tomás, grave y su pronóstico es reservado tras cirugía: médico

El torero "perdió más de la mitad de la sangre que un ser humano tiene en su cuerpo", explicó.

AFP Publicado: 25/04/2010 09:32

Aguascalientes. El matador español José Tomás, corneado el sábado durante una corrida en México, continúa grave tras la operación a la que fue sometido en la ciudad de Aguascalientes, según el más reciente parte médico. "El pronóstico es reservado".
"Dentro de la gravedad en su estado de salud ha tenido una discreta mejoría, pero sigue grave", dijo este domingo Gerónimo Aguayo, director del hospital Miguel Hidalgo, en una conferencia de prensa.
El diestro de 33 años de edad fue herido de gravedad por Navegante, su segundo toro de 470 kilos, durante una corrida en la Monumental de San Marcos.
Tomás, unas de las principales figuras de la tauromaquia mundial, recibió una cornada que alcanzó la arteria femoral lo que le causó una intensa hemorragia.
El español -quien está en terapia intensiva- "recibió la herida en el tercio superior del muslo izquierdo con una trayectoria hacia arriba y hacia atrás, con una profundidad de 17 centímetros", precisó por su parte Alfredo Ruiz, cirujano cardiovascular.
El torero español "perdió más de la mitad de la sangre que cualquier ser humano tiene en su cuerpo" y antes de la operación en el hospital tuvo que ser intervenido en la enfermería de la plaza "sin anestesia" con una primera cirugía "para taponearlo", explicó Ruiz.
El equipo de médicos espera que no se produzca una infección en los próximos tres días, añadió Aguayo.
Tomás requirió de 6 unidades de sangre - unos 2 litros- por la fuerte pérdida que presentó al momento de ser corneado cuando realizaba un cambio de mano.
Ramón Vila, cirujano jefe de la plaza de la Maestranza de Sevilla, opinó que José Tomás podría tardar seis o siete meses para recuperarse de la cornada.
"Aparte de los destrozos vasculares que se han descrito, la cornada ha tenido que producir unas lesiones musculares tremendas", declaró Vila a la prensa española.