lunes, 25 de junio de 2012

Matan a dos hombres en una miscelánea

EL SIGLO DE TORREÓN/ TORREÓN

Muertos. Civiles armados matan a dos jóvenes; hieren a uno y secuestran a otro; el ataque se registró durante la tarde de ayer en la colonia Carmen Romano de Torreón.


Alrededor de las 3:30 de la tarde de ayer el Código Rojo se activó luego de que al número de emergencia 066, colonos de la Carmen Romano reportaran detonaciones de arma de fuego.

IMPACTOS De inmediato las autoridades de los tres órdenes de gobierno y el Ejército Mexicano llegaron hasta la miscelánea "La Amistad", ubicada sobre la calle Lago Texcoco esquina con Lago Cuitzeo, de la colonia en mención donde localizaron los cuerpos de dos hombres que presentaban a simple vista diversos impactos de arma de fuego en todo el cuerpo y un herido de bala a quien trasladaron a un hospital de la localidad para su atención médica.


Según las primeras declaraciones los hechos ocurrieron cuando cuatro hombres armados llegaron hasta la tienda "La Amistad", donde se encontraban los afectados realizando algunas compras, y comenzaron a hacer disparos dentro del establecimiento matando a dos de ellos, hiriendo a uno más y privando de su libertad a otro de los hombres, para después retirarse con rumbo desconocido a bordo de un Chevy, color gris.
IDENTIFICADOS Los ahora occisos fueron identificados por sus familiares como quienes en vida respondían a los nombres de Sergio Alejandro Pérez Marín, de 27 años y Armando Pimentel Hernández 35 años de edad. De los otros dos hombres se desconoce su identidad, sin embargo se informó que el estado de salud del lesionado es grave.

EVIDENCIAS Como evidencia en el lugar de los hechos los elementos del departamento de Servicios Periciales levantaron diversos casquillos percutidos calibre .45 milímetros.

A la fecha las autoridades desconocen las características de los atacantes.

SEMEFO De los hechos tomó conocimiento el agente investigador del Ministerio Público de la mesa de Homicidios en turno, quien ordenó el levantamiento de los cuerpos y su traslado a las instalaciones del anfiteatro del Hospital Universitario para la práctica de la necropsia de ley.