jueves, 30 de julio de 2009

Expresa preocupación RSF por asesinato de periodista en Guerrero

Reporteros Sin Fronteras señaló que es un caso extraño pues según un colega de la víctima dijo que no sabían de amenazas y su estación, Radiorama, no manejaba información sobre narcotráfico.

AFP Publicado: 30/07/2009 14:02

París. La organización Reporteros sin Fronteras (RSF) expresó su conmoción por el asesinato del periodista radiofónico mexicano Juan Daniel Martínez Gil, de 48 años, en el estado de Guerrero (oeste de México), en la noche del 27 de julio, en un comunicado difundido este jueves.

Según RSF, Juan Daniel Martínez Gil "es el segundo periodista mexicano del grupo Radiorama asesinado en tres años", pues "el 6 de abril de 2007 mataron a balazos a Amado Ramírez Dillanes cuando salía de la radio".

"El crimen se inscribe en la creciente oleada de violencia contra los periodistas mexicanos y eleva a 50 el número de víctimas desde 2000. A cuatro de ellos los han matado desde el comienzo del año 2009", puntualizó la organización humanitaria, con sede en París.

Según RSF, "el periodista apareció el 28 de julio de 2009 cerca del puerto de Acapulco, en el Estado de Guerrero, con medio cuerpo enterrado y la cabeza recubierta con cinta aislante, marcas en el cuerpo y un trapo metido en la boca".

Martínez Gil presentaba programas radiofónicos en W Guerrero y Guerrero Vivo y en una frecuencia FM del grupo Radiorama en Acapulco.

"Enviamos nuestro más sentido pésame a los allegados y colegas de Juan Daniel Martínez Gil" y "pedimos a las autoridades, locales y federales, que tomen las medidas necesarias para que la investigación permita identificar rápidamente a los autores del crimen, cuyo móvil de desconoce", agregó RSF.

RSF agregó que "según los resultados de la autopsia, el periodista habría fallecido asfixiado en la noche del 27 de julio" y citó a Arturo Pérez Calzada, colega de Radiorama, quien dijo que "no conocemos el móvil. Por lo que sabemos, no le habían amenazado. No hacemos información relacionada con el narcotráfico. Éste es un caso extraño".

De momento, la investigación puesta en marcha por las autoridades no ha avanzado ninguna hipótesis, concluyó RSF.