sábado, 27 de octubre de 2012

Promete Humberto Moreira aclarar deuda

 

LUCÍA PÉREZ / EL SIGLO DE TORREÓN / SALTILLO
 


ASEGURA QUE DARá DOCUMENTOS QUE MUESTRAN SU INOCENCIA
El exgobernador Humberto Moreira se comprometió a explicar y mostrar los documentos relacionados con el endeudamiento de Coahuila y que "comprueban su inocencia".


Tras reaparecer públicamente, Moreira aseguró que ha sido acusado sin pruebas del endeudamiento de Coahuila.
"La deuda que yo dejé era de 22 mil millones de pesos, no de 34 mil millones", aseveró el exmandatario al ser cuestionado sobre la deuda que se generó en su administración.
Dijo que quien falsificó los documentos con los que se contrataron créditos fue Sergio Fuentes, quien trabajaba con Javier Villarreal extitular del Servicio de Administración Tributaria del Estado de Coahuila (SATEC), pero no dio más información al respecto, ya que planea hacerlo "más adelante".
Humberto Moreira dijo que tenía planeado realizar una rueda de prensa en octubre para presentar "las pruebas de su inocencia", pero con la muerte de su hijo tuvo que posponerlo.
"Voy a realizar la rueda de prensa en México, bueno voy a ver si aquí, que es donde me interesa aclarar las cosas, pero muy pronto daré a conocer que he sido acusado sin razón", expresó.
Asimismo, indicó que hasta el momento no ha sido citado a declarar ante las instancias de seguridad porque no hay pruebas en su contra.
"Se ha citado a declarar hasta a Cordero (Ernesto Cordero exsecretario de Hacienda), pero a mí no, porque no me han podido comprobar", manifestó Moreira.

DEUDA DE COAHUILA
Humberto Moreira tomó protesta como gobernador de Coahuila en 2005 y el 3 de enero de 2011 pidió licencia para contender por la dirigencia nacional del PRI, la cual ganó.
Fue en el mes de junio de 2011 cuando los diputados locales panistas denunciaron públicamente que había una deuda de 22 mil millones, lo que el gobernador interino Jorge Torres negó de inmediato, en ese momento.
Sin embargo, en el mes de agosto, ante el refinanciamiento de la deuda, se aceptó que no sólo había una deuda, sino que era de 34 mil millones de pesos.
Ante esta serie de acontecimientos Javier Villarreal renuncia a su cargo como titular del SATEC, el 19 de agosto.
A partir de la reestructura de la deuda, ciudadanos, movimientos sociales y partidos políticos de oposición han exigido a las autoridades estatales que den a conocer en qué se invirtieron los recursos procedentes de la deuda pública.
Ante el impacto mediático que tuvo la "megadeuda de Coahuila" el exmandatario Humberto Moreira renunció a la dirigencia nacional del PRI, el pasado 2 de diciembre de 2010.