domingo, 8 de enero de 2017

Leticia Herrera Ale, fantasea con gobernar 4 mil 380 días


Leti y Adelmo (3)
Día 1 de gobierno en el que sueña con ser alcalde 2 veces y luego ganar la gubernatura
Juan Monrreal López
Septiembre 1 de 2016

Gómez Palacio, Durango. – Día uno de los 4 mil 380 días que Juana Leticia Herrera Ale gobernará, según ha dicho voz en cuello a quien se pueda, el diputado local priista Sergio Uribe Rodríguez, desglosando que lo que viene serán primero 6 años en la presidencia municipal y luego otros 6 años en la gubernatura del estado, tal como Ismael Hernández Deras alucinó con dominar la vida pública estatal por lo menos hasta el año 2028.
Día uno de esos 4 mil 380 días de espejismo, pero también fecha uno en que las promesas de Juana Leticia Herrera, comenzaron a desmoronarse.
En este primer día de gobierno, la maquinaria pesada que empezaría a introducir agua y drenaje además de pavimentar todas las comunidades rurales del municipio pagada con dinero de la alcaldesa prometidos mitin tras mitin proselitista, nunca llegaron a los ejidos y centros de población campesinos.
Tampoco en el día uno, Juana Leticia Herrera anunció algún monto económico de su fortuna económica destinado en beneficiar a la ciudad, tal como dio su palabra en el cierre de campaña.
Sí en cambio, enganchó a la empresa constructora TACSA, – propiedad de Víctor Chaúl Chamut-, para rehabilitar el drenaje en la Colonia Hamburgo, – con un costo de 23 millones de pesos, según dijo Adelmo Ruvalcaba, gerente de SIDEAPA-, para luego anunciar que “de a poco” dará “noticias más mejores” de “los empresarios que se han sumado” a su llamado y dirá “en que más serán solidarios con el pueblo”.
Día uno, en que la presidenta no sabía si había dinero en la tesorería, pese a la Comisión de Entrega-Recepción.
Fecha uno, donde anunció la auditoría que hará de los últimos 6 años de las administraciones municipales con un despacho de contadores de la Ciudad de México; período que alcanza hasta el último día de la presidencia de Ricardo Rebollo Mendoza, tiempo en que la hoy alcaldesa fue diputada local y aprobó la Cuenta Pública del entonces presidente de Gómez Palacio.
En este primer día, Juana Leticia Herrera Ale, siguió blandiendo la espada de la cárcel en contra de aquellos que supuestamente tomaron “recursos” del municipio, – los ex alcaldes, Ricardo Rebollo Mendoza, Rocío Rebollo Mendoza, José Miguel Campillo Carrete y funcionarios que los acompañaron-, pidiéndoles “que regresen el dinero…porque nos cuestan en la cárcel”. “Sí no hay nada, – después de la auditoría-, que ni se preocupen eeeh, que duerman como bebés y tranquilos…pero sí hay algo que encontremos con esta auditoría, pues que vayan haciendo cochinito, para que lo vayan entregando”.
Jornada uno de gobierno, donde la alcaldesa siguió insistiendo machaconamente en la honestidad de su mandato, cuando “entre sus funcionarios existen algunos con procesos penales por distintas causas, incluso por suplantación de identidad”.
Fecha 1 de los 4 mil 380 días que la senadora con licencia y presidenta municipal promete lo que ya ofreció hace 15 años cuando también gobernó este ayuntamiento y no cumplió.
Día uno donde la seguridad, drenaje, agua y pavimentación, dijo, son las prioridades de su gobierno.
El empleo, en este día uno del régimen no apareció ni en el discurso, quizá como una reproducción de las nulas inversiones en este municipio cuando estuvo al frente hace 3 lustros.
Día uno del viaje ilusorio de 4 mil 389 días en que Juana Leticia Herrera y su equipo, alucinan con conducir las instancias gubernamentales de Durango, mientras el cambio en la correlación de fuerzas a nivel estatal ya cambió.
Por lo pronto el día uno terminó, falta ver como envuelven estos hechos con propaganda oficial, que, por cierto, la administración municipal privilegia con una directora de Comunicación Social y un coordinador de Imagen y Medios, al igual que un set televisivo.
Twitter@jmonrreall