jueves, 26 de enero de 2017

La La Land acapara candidaturas al Óscar, que busca reivindicar la falta de diversidad

Incluyó figuras de color en nominaciones a dirección y todas las categorías de actuación

Afp
 
Periódico La Jornada
Miércoles 25 de enero de 2017, p. 7
Los Ángeles.
Le cantó y bailó a Hollywood y el Óscar está listo para premiar ese homenaje: el musical La La Land acaparó este martes las nominaciones, que tras dos años vuelven a incorporar actores y directores negros.
Después de arrasar con siete Globos de Oro, el tributo de Damien Chazelle a la época dorada de los musicales en Estados Unidos recibió 14 indicaciones al galardón más prestigioso del cine, que se entrega el 26 de febrero en el teatro Dolby de Hollywood.
Son la misma cantidad que recibieron All About Eve (1950) y Titanic (1997). La primera terminó con seis estatuillas y la segunda con 11, récord que comparte con Ben Hur y El señor de los anillos.
Estoy un poco sin palabras, dijo Chazelle a la revista Variety. Cuando mencionas esas películas mi cabeza da más vueltas de las que ya está dando, añadió desde Pekín, donde promueve el filme.
Le siguen La llegada y Moonlight
En segundo lugar quedó la película de ciencia ficción La llegada y Moonlight, que relata la vida de un niño negro que se hace hombre en un duro contexto social que le impide ser abiertamente homosexual.
Este Óscar representa la vuelta al ruedo para Mel Gibson, tras ser execrado por sus comentarios antisemitas, y la vigésima nominación de Meryl Streep, calificada por el presidente Donald Trump de una de las actrices más sobrevaloradas de Hollywood.
Fue su reacción al discurso de la legendaria actriz al recibir un homenaje en los Globos de Oro, donde arremetió contra el flamante mandatario y su retórica divisiva, sin mencionarlo.
Será además la edición en la que la Academia de Artes y Ciencias Cinematográficas tratará de reivindicar la falta de diversidad en los últimos dos años, que desató la furia de las redes sociales con la etiqueta #OscarsSoWhite (Óscares muy blancos).
Siete de los 20 nominados son negros, incluidos Mahershala Ali, Naomie Harris y el director Barry Jenkins por Moonlight; Denzel Washington y Viola Davis por Fences; Octavia Spencer por Hidden Figures, y Ruth Negga por Loving.
Es el mayor número de negros nominados al Óscar, figurando en todas las categorías de actuación además de dirección.
Se le suma Dev Patel (Lion), británico de padres hindúes.
“Lo que un hashtag puede hacer”, escribió Sasha Stone, editora de Awards Daily.
Un año reflejando la experiencia negra no compensa 80 años de subrepresentación de todos los grupos, reparó April Reign, creadora de la polémica etiqueta.
Espero no haber sido nominado por ser negro. Eso no tiene relevancia. Espero haber sido nominado por mi trabajo, reaccionó por su parte Ali.
La verdad es que tiene que ver con talento, aseguró la presidenta de la Academia, Cheryl Boone Isaacs, al ser consultada sobre la polémica racial. Cada año reconocemos el talento y las películas y este año ha sido simplemente fabuloso.
Ningún actor hispano resultó nominado en esta edición.
En tanto, Cascos Blancos sirios afirmaron sentirse muy orgullosos de que el documental sobre su trabajo de rescatar a civiles en su país en guerra obtuviera una candidatura al Óscar.
“¡El documental The White Helmets, producido por Netflix, fue nominado al Óscar! Estoy muy orgulloso de esta película”, escribió en Twitter el fotógrafo Casco Blanco Jaled Jatib.
El filme, dirigido por Orlando von Einsiedel, es uno de los cinco candidatos a mejor cortometraje documental.