jueves, 3 de septiembre de 2009

Barcelona y Madrid, entre las ciudades más felices del mundo

Río de Janeiro encabeza la lista elaborada por la revista 'Forbes'
EFE - Nueva York - 03/09/2009

Barcelona y Madrid están entre las 10 ciudades más felices del mundo según la lista que acaba de publicar la revista Forbes. La brasileña Río de Janeiro encabeza la lista, en la que también figura Buenos Aires.

"Desde que Fred Astaire y Ginger Rogers aparecieron en la película 'Volando hacia Río de Janeiro', en 1933, el mundo ha estado fascinado con la ciudad", ha comentado la publicación.

Además, añade que las imágenes de jóvenes bailando sin descanso, así como el paisaje montañoso y marino, fomentan la percepción popular de que esa ciudad, famosa también por su Carnaval, es la más dichosa entre las del planeta.

Barcelona, a la que han definido como "la clásica ciudad del Mediterráneo", aparece en el tercer lugar, precedida de la australiana Sidney y seguida de Amsterdam (Holanda) y Melbourne (Australia). La publicación destaca de la ciudad catalana su clima cálido, su animada cultura y que posee "uno de los mejores equipos de fútbol del mundo".

En el sexto lugar de la relación aparece Madrid, debido a "su vibrante cultura y a su elevado nivel de vida" y la ha situado por delante de San Francisco, Roma y París.

La relación de las ciudades más felices del mundo se ha elaborado en función de los datos de un reciente sondeo realizado por la empresa de investigación de mercados GfK Custom Research North America y el consultor Simon Anholt, en el que se tomó como referencia las respuestas de 10.000 encuestados en una veintena de países.

"Es interesante que se perciba que los españoles son más felices que los italianos", ha manifestado Anholt, quien sin embargo ha considerado que son más bien "pesimistas".

Buenos Aires ha completado la decena de ciudades que según Forbes son percibidas como las más felices del planeta. Para Anholt, esta relación ha reflejado en gran medida la antigua reputación que tienen las ciudades del Mediterráneo y de América Latina de ser lugares festivos.

"Es un sondeo de percepción, no de la realidad", ha manifestado.