martes, 22 de octubre de 2013

Empeoran condiciones para el periodismo en México: Alejandro Páez

 

México D.F., martes 22 de octubre de 2013 (Luz del Carmen Sosa).- Las condiciones de riesgo para ejercer el periodismo en México están empeorando, particularmente en estados como Veracruz, donde no hubo una transición política, dice el periodista juarense Alejandro Páez Varela, director del periódico digital SinEmbargo.com.
El periodista, que presentó su libro “Música para Perros”, en esta frontera e impartió el taller “Clínica del Reportaje por invitación de la Red de Periodistas de Juárez, dice que hay un mayor riesgo para la libertad de expresión porque grandes medios de comunicación están operando con la ideología del Estado. Solamente las denuncias de agresiones físicas están peligrosamente a la alza. La organización internacional defensora de la libertad de expresión, Artículo XIX, reportó que en el tercer trimestre del año fueron denunciadas 225 agresiones contra periodistas.
Además fueron cometidos tres asesinatos, fueron denunciadas dos desapariciones, 4 ataques contra medios de comunicación, 26 amenazas y 7 privaciones ilegales de la libertad.
Y los principales agresores de los periodistas son funcionarios públicos, dice la organización no gubernamental.
Incluso, el mismo personal de Artículo XIX sufrió una agresión apenas este fin de semana, situación que generó manifestaciones de inconformidad en todo el país.
Casi de manera paralela, agrupaciones de periodistas de México arrancaron la campaña de denuncia “No es Normal”, que visibiliza los múltiples ataques y abusos cometidos por la Policía del Distrito Federal contra fotoperiodistas durante la cobertura de la manifestación del pasado 2 de octubre en la Ciudad de México.
En ese evento, al menos 51 fotorreporteros resultaron heridos y algunos fueron hasta arrestados.
“Los datos de Artículo 19 dicen que las condiciones han empeorado, independientemente de la percepción, existe un registro de datos que confirman que hay más agresiones a la prensa”, dice Páez Varela.
Los ataques están focalizados en este momento en el Distrito Federal donde ocurren marchas de protesta de manera recurrente, así como en el estado de Veracruz.
“La Ciudad de México está padeciendo la represión muy fuerte y principalmente los estados en donde no hubo transición política como Veracruz. Ahí están acostumbrados a estos poderes de facto, sucede en Toluca, donde no hay un contrapeso con una prensa crítica”, dice.
Sin embargo, no sólo es el tema de las agresiones y las malas condiciones para ejercer el periodismo en el día a día, sino el riesgo que implica para la libertad de expresión y el periodismo libre la cooptación de los medios de comunicación a través de los contratos de publicidad.
¿Cómo contrarrestar las agresiones, el silencio forzado? Denunciando, dice.
“Lo primero es denunciar, darle más peso a las organizaciones que existen, afortunadamente cada vez hay más organizaciones nacionales e internacionales involucradas en la defensa de los derechos de los periodistas mexicanos, tenemos que escucharles más, plantearles más y llevar los problemas lo más lejos que podamos. No hay agresión menor, una agresión es a todos, y se debe escribir con mayúsculas”, dice.
“Una agresión es contra el gremio completo y comprándonos esa idea vamos a trabajar muchísimo mejor y, claro, organizándonos”, propone.
“Yo nunca había visto tantas marcas de medios importantes trabajando para el Estado, es decir, antes tenías a las televisoras que eran firmas muy concretas, pero ahora son muchas marcas muy poderosas que hacen opinión y que forman un criterio social, las que están operando básicamente con ideología del estado”, dice.
Los periodistas en este momento estamos ahora ante muchos frentes de batalla, resume.
lsosa@redaccion.diario.com.mx