sábado, 20 de agosto de 2011

Crimen organizado cobra la vida de 11 personas en seis estados


MÉXICO, D.F. (apro).- Una decena de personas perdió la vida en las últimas 24 horas en hechos atribuidos al crimen organizado, entre ellos el asesinato de un presunto líder del cártel de Sinaloa en Cancún.

La muerte del empresario jalisciense Miguel Rodríguez Olivera, presuntamente vinculado al cártel que lidera Joaquín El Chapo Guzmán, sucedió anoche a manos de desconocidos en el interior del Zen Sushi Bar, ubicado en la Plaza Solare, en Cancún, Quintana Roo.

Rodríguez Olivera, de 35 años, originario de Zapopan, Jalisco, pereció en el hospital Galenia, tras recibir nueve balazos calibre .9 milímetros a quemarropa, cinco de ellos en la cabeza. Los asesinos huyeron en un automóvil Tsuru y una camioneta.

En Colima, por la mañana, fue encontrado el cuerpo descuartizado de un hombre en el exterior de un centro nocturno. De acuerdo con las primeras investigaciones de la Procuraduría General de Justicia del Estado (PGJE), los restos estaban repartidos en dos bolsas de plástico negras.

El joven de entre 25 y 30 años, cuya identidad se desconoce, tenía dos tatuajes, uno en la parte superior derecha de la espalda con la figura de la Santa Muerte y el segundo en el hombro del brazo derecho con el nombre de "Adriana".

En Guerrero, al menos cuatro hombres fueron ejecutados en el transcurso de este viernes, según el parte oficial de la Secretaría de Seguridad Pública y Protección Civil (SSPPC).

Tres fueron encontrados ejecutados en la azotea de una vivienda de la colonia Primero de Mayo. Fueron identificados como Roberto Téllez Aguilar, de 37 años; Josafat Nava Medina, de 78, y Armando Nava Bello, de 30.

Un caso más fue el de un hombre ejecutado la noche del jueves en la calle Solidaridad del fraccionamiento Hornos Insurgentes. El hombre, cuya identidad se desconoce, presenta tres impactos de bala, uno de ellos en la cabeza.

En Durango, al menos cuatro sujetos armados dispararon contra una familia cuando salía de su domicilio en la colonia Juan Lira, al sur de la capital. Tres personas más resultaron heridas y fueron trasladadas en estado grave a un hospital local, sin embargo, cuando le daban los primeros auxilios, falleció Regino López Galván, de 74 años.

Su esposa de 74 años, Pascuala Luna Miranda, quedó internada con heridas de bala, igual que José Silvestre Luna, de 38 años, sobrino de la pareja. No hubo detenidos.

En Querétaro, autoridades policiales hallaron el cadáver "encostalado" de una mujer en San Juan del Río. El cuerpo fue encontrado en un lote baldío de la colonia Jardines del Valle y a decir de los peritos, tendría dos o tres días de fallecida.

En otro hecho, un hombre identificado como Gerardo "N" fue baleado al salir del restaurante Yellow Fish, ubicado sobre el bulevar Bernardo Quintana, en una de las zonas donde se concentran decenas de restaurantes, bares y antros en el centro de la capital.

El hombre recibió tres balazos a quemarropa; uno impactó en el cuello y los otros dos en el tórax. Las autoridades no informaron sobre su estado de salud.

En Sinaloa, dos hombres se introdujeron al Hospital General de Culiacán y mataron a balazos a una persona que horas antes había ingresado herida por proyectil de arma de fuego. La víctima fue identificada como Jesús Aarón Rubio Beltrán, de 28 años, originario del municipio de Cosalá, quien fue internado en el hospital la noche del jueves.

Los sicarios burlaron la seguridad del nosocomio y frente a pacientes y médicos, le dispararon a quemarropa. Salieron del lugar con toda tranquilidad y huyeron con rumbo desconocido.

En otro hecho, un expresidiario del penal de Culiacán, identificado como Leobardo Salazar Rodríguez, de 29 años, fue asesinado por dos desconocidos cuando caminaba en una de las calles del fraccionamiento Chulavista, en la capital del estado. No hubo detenidos. (Con información de Rosa Santana y Pedro Zamora Briceño)

Proceso
20/08/2011