domingo, 29 de enero de 2012

Problemas del país, muy grandes; sus candidatos, pequeños: Carlos Fuentes

En una entrevista con un diario de Colombia, afirmó estar "alarmado" por la "ignorancia" de Peña Nieto.

AFP
Publicado: 29/01/2012 11:37



Bogotá. El escritor mexicano Carlos Fuentes advirtió que la situación política de su país va a complicarse porque "los problemas son muy grandes" y los candidatos para suceder al presidente Felipe Calderón son "muy pequeños", en una entrevista publicada este domingo en la prensa colombiana.

"La situación política se va a complicar, porque los problemas son muy grandes y los candidatos muy pequeños", aseveró Fuentes en entrevista con el diario El Tiempo de Bogotá.

Sobre la posibilidad de un regreso al poder del Partido Revolucionario Institucional (PRI), que gobernó México durante más de 70 años antes del actual Partido Acción Nacional (PAN), el escritor mexicano dijo que de los candidatos de los tres principales partidos que se disputarán la presidencia en julio, "ninguno tiene la solución a los problemas".

"¿Quién va a abordar los problemas enormes que tiene México? Ninguno de los tres, quizás (Manuel) López Obrador (del Partido de la Revolución Democrática, izquierda), asesorado por gente buena", agregó.

Fuentes se dijo alarmado por la "ignorancia" del candidato del PRI, Enrique Peña Nieto, quien al preguntársele sobre sus lecturas favoritas, citó erróneamente el título de uno de los libros de Fuentes.

"Dice un nombre equivocado para mi libro y habla después de la Biblia, se hace unas bolas terribles. Eso es muy grave, porque si Barack Obama o Angela Merkel le hace una pregunta y titubea de esa manera, mal para el país", fustigó el escritor.

"Debió decir: 'Mire, leo la Constitución Política de México', pero no se le ocurre. Quiere decir que es un hombre muy limitado", añadió.

En otro aparte, al referirse al problema del narcotráfico en México, el escritor dijo que la guerra contra los cárteles de la droga no está perdida "porque puede cambiar".

"Puede tomarse una política mejor que la actual, porque la actual es un enfrentamiento directo con las bandas criminales. A veces gana el gobierno, a veces, los otros, no se resuelve el problema", explicó.

Y destacó: "Este es un problema bilateral: la droga va a Estados Unidos, ahí está el consumo y la distribución. No sabemos nada de quién recibe y utiliza la droga en Estados Unidos, donde está el mercado (...) pero sí sabemos quiénes son los mexicanos que trafican con ella, nada más. Hay algo que falla en la relación entre ambos países".

En consecuencia, "la política de México no termina el problema (de las drogas), sino que lo acrecienta o lo vuelve insoluble", dijo, al evocar la existencia de un grupo de personalidades de la región que trata de proponer una gradual legalización de la droga, empezando con la mariguana.

"Se trata de abrir un horizonte en el que la droga se consuma pero no sea un crimen, y los traficantes se acaben, que ya no tengan más negocio, y los que usan la droga, allá ellos", concluyó.