lunes, 16 de enero de 2012

Desaparecidos, problema de corrupción, dice Vera

ANTONIO RUIZ
16 Enero 2012

Tras reconocer la intención del Gobierno de Coahuila de emprender la búsqueda de los más de mil 600 desaparecidos en la entidad, el obispo Raúl Vera advirtió al gobernador Rubén Moreira que se trata de un fenómeno marcado por la corrupción.

Saltillo.- Por ello, el jerarca dijo que no sólo el Mandatario coahuilense debe efectuar las pesquisas, sino que tiene que realizarla con la ayuda de otros gobernadores.

“Es algo necesario, pero el gobernador Rubén Moreira tiene que contar con todas las instancias que no están haciendo nada, y nosotros damos testimonio de ello”, expresó,“esperamos que las cosas cambien, pero somos conscientes de que el Gobernador se enfrentará a una corrupción estructural que es evidente”.

El Gobierno de Coahuila reconoció el sábado que los casos de personas desaparecidas en la entidad podrían superar los mil 600.

“Algunos de los desaparecidos están en campos de concentración del crimen organizado, porque hay quienes se han escapado y han dicho esto, sólo que son casos que no se pueden manejar, porque no vamos hacer el papel de policías”, subrayó.

Fundamentó su declaración al recordar el caso de los 72 migrantes asesinados en San Fernando, Tamaulipas, que viajaban en autobús, y pasó todos los retenes del Instituto Nacional de Migración y del Ejército Mexicano.

“Tenemos datos sin comprobar de que lo mismo ha pasado con otras personas que llevaban drogadas en un camión lleno de muchachos, donde encontraron a un desaparecido, y lo bajaron los familiares”, reveló, “no tenemos más detalle porque eso no ha llegado a Fuundec, pero son informaciones que recibimos”.

El Obispo dijo que en una reunión de Rubén Moreira con PGR, Cisen, Comisión de Derechos Humanos y Fuerzas Unidas por Nuestros Desaparecidos, se informó que se encontraron desaparecidos, pero ninguno de los 268 denunciados por Fuundec.