viernes, 18 de noviembre de 2016

¡Todos contra los transgénicos…!!!



Monsanto
RAÚL A. RUBIO CANO
25 de agosto de 2016

El primer día de clases en Rusia, se lo dedican los niños a conocer la importancia y trascendencia de la Madre Naturaleza. Su presidente Putin, ha sido contundente para detener el avance de los transgénicos en su país y mandó al carajo a Monsanto y demás destructores de vida y hoy, mientras Monsanto es una moribunda empresa, Rusia es una gran exportadora de productos orgánicos a Europa y el resto del mundo. En América,  las experiencias de rescate de territorios, salvaguarda de semillas y producción orgánica va también viento en popa a pesar de los controles imperiales de Monsanto y sus siervos incrustados en oficinas de gobiernos o empresarios salvajes que sólo quieren ver su capital engrandecerse importándole poco si envenenan la Tierra y agua de los pueblos con la producción de sus transgénicos; por eso, desde Alaska hasta Tierra de Fuego, muy diversas experiencias de producción de orgánicos y luchas a capa y espada contra Monsanto, Bayer y demás malditos de los transgénicos, se han ido implementando; ahí tenemos el trabajo de rescate de territorios que realiza Regeneration International, más de 2 mil experiencias a nivel mundial, en seis continentes y 50 países, de los cuales, unos 26 de estos casos es en América Latina, claro, eso es lo que ellos realizan; pero, tenemos las luchas de los pueblos indios del norte del continente, la Red Ambiental Indígena (Indigenous Environmental Network) contra los mega proyectos como el gas que llevarán de Canadá hasta Texas y eso, ya es una guerra contra pueblos originarios y campesinos por afectación de su agua, aire, tierras y cultivos ancestrales de los pueblo indios de Dakota del Sur; o, el caso de la lucha en México de múltiples experiencias y donde Permacultura.MX hace lo suyo, tejiendo experiencias y capacitando para el rescate de suelos, semillas e impulso de los cultivos orgánicos, fundamentalmente, el rescate del grano madre de nuestra mexicanidad que es el maíz, porque la destrucción del mismo con transgénicos es definitivamente la eliminación de nuestra identidad como mexicanos y eso busca hacer el gran capital imperial mediante Monsanto y demás rufianes que le siguen la corriente. Por eso, como dijo recientemente Leonardo Boff: “En este contexto, como antídoto, entra la agroecología, la producción orgánica y surgen cooperativas agrícolas sin pesticidas ni transgénicos. Entre el 27 y 30 de julio de 2016 se celebraron en Lapa-Paraná las 15ª Jornadas de Agroecología, con más de tres mil participantes de diferentes regiones de Brasil y de siete países más. El tema central era la preservación de las semillas criollas, creando bancos y casas de semillas contra el asalto de las grandes corporaciones, como Monsanto y Syngenta, entre otras”. Por todo ello, es lamentable que unos cuantos empresarios y políticos en Nuevo León, busquen hacer grandes capitales destruyendo nuestras semillas criollas y territorios ¡Órale! raurubio@gmail.com