viernes, 18 de noviembre de 2016

Muere Bill Mollison, padre de Permacultura…



bill-mollison1
RAÚL A. RUBIO CANO
Septiembre 28 de 2016

El pasado 24 de septiembre a la edad de 88 años murió Bill Mollison, padre de la disciplina conocida como Permacultura (agricultura permanente). Con información de la página de Permacultura.com, cuidada por Gerardo González, informamos que Bill Mollison fue un apasionado por la vida, estudioso e intérprete del diseño de los sistemas naturales. Observó e investigó los vínculos entre los elementos de sistemas diseñados por la naturaleza y aquellos del hombre, lo cual le ayudó a desarrollar algunos principios. Las soluciones que encontró a muchas de las incógnitas entre los diseños fueron simplificadas en estos principios. Con ayuda de uno de sus alumnos pudieron asentar el entramado holístico de la Permacultura y mostrar al mundo entero una solución de supervivencia planetaria ante las crisis mundiales. Nacido en 1928 en Stanley, Tasmania, Bill se graduó en Biogeografía y quedó como maestro en la Universidad de Tasmania (1968). Bill fortaleció su desarrollo profesional durante 1974 cuando David Holmegren fue su estudiante de fin de curso en la carrera de Eco-diseño, en el que desarrollaron una estructura para un sistema de agricultura y de estilo de vida sostenible, para lo cual acuñó la palabra “Permacultura”. Esto culminó en 1978 con la publicación del libro “Permacultura I”, y un año después “Permacultura II (1979)”. Los conceptos han influenciado por lo menos a dos generaciones de permacultores en el mundo entero por su sentido creativo y revolucionario. Desarrolló el Instituto de Permacultura Tagari en Tyalgum, Australia. En 1981 Bill recibió el Premio de “Sustento Derecho” (el Premio Nobel Alternativo) por parte del Parlamento Sueco en Estocolmo por su trabajo en diseño ambiental. En 1989 recibió el Premio “Da Twaalf Ambachetn” (Holanda), en Gran Bretaña (Sociedad Schumacher), y en 1991 la Medalla Vavilov. Siendo el último premio el que lo hizo sentirse más orgulloso debido a que consideraba a Vavilov como su héroe personal. Aunque existe una lista extensa de reconocimientos, aquí sólo nombramos los que Mollison consideró sus logros más significativos. En 1991 ya había más de 4,000 personas graduadas, avaladas por el Instituto Tagari. Ese año se publicó otra de sus obras, “An introduction to permaculture”. Años más tarde publica dos libros más “The Permaculture Book of Ferment and Human Nutrition” (1993) y en 1996 presenta su autobiografía. Actualmente existen más de 150 Centros diseminados en prácticamente en todos los países y existen miles de personas entrenadas en Permacultura.  Con su deceso a los 88 años de edad en Hobart, Tasmania, la comunidad de permacultores, manejadores holísticos y productores regenerativos pierden un maestro de trascendencia invaluable, capaz de ahondar las implicaciones de cómo orientar a los sistemas naturales que abastecen las necesidades de una comunidad global bajo la consigna de la unión de muchas prácticas disciplinarias. Por último, Permacultura México, A.C. y amigos de la misma, reconocemos que Bill no se va, porque su obra se queda para siempre ¡Órale! raurubio@gmail.com