viernes, 10 de mayo de 2013

Entre deudas y escasa liquidez

El Municipio de Matamoros arrastra problemas financieros desde la pasada Administración Municipal debido al préstamo bancario solicitado en 2008 y 2009 y autorizado en los últimos meses de este año.
 
DIANA GONZÁLEZ / EL SIGLO DE TORREÓN / MATAMOROS

El compromiso de pagar el préstamo se suma a otros compromisos que tiene el Ayuntamiento con la Comisión Federal de Electricidad (CFE) por concepto de deudas del Sistema Municipal de Aguas y Saneamiento (SIMAS) de hace más de 10 años por el servicio de energía que surte los sistemas de bombeo de los pozos de agua potable y otras deudas que tiene el Municipio con CFE el concepto del Derecho de Alumbrado Público (DAP) que no recupera el Ayuntamiento.
Lo anterior afecta principalmente la liquidez con la que cuenta el Ayuntamiento para poder participar con recursos en programas tripartitas de la Federación donde se incluye a menudo aportaciones estatales, federales y municipales, principalmente para la realización de obra pública.
También disminuye la cantidad de obras o acciones que el Ayuntamiento puede realizar en el año con recursos federales asignados para este propósito porque se utiliza parte de esta partida presupuestal para abonar al crédito solicitado por la pasada Administración.
LA DEUDA
Los habitantes de Matamoros pagarán el doble de los más de 53 millones de pesos solicitados en 2008 y 2009 por los ex alcaldes Raúl Onofre Contreras y Homero Hernández Muñoz al Banco Nacional de Obras y Servicios Públicos (Banobras).
Y es que, aunque el monto del préstamo solicitado fue por 53 millones 684 mil 660 pesos este crédito se contrató para pagarse en 10 años con una tasa de interés TIIE más 2.5% por la cual se habrán pagado para el año 2019 la cantidad de 105 millones 638 mil 424 pesos.
El dinero que se usará para saldar esta deuda proviene de los recursos públicos que son destinados para obras y acciones de beneficio social que se han visto y se verán limitados en estos 7 años que faltan.
Así, cada mil habitantes que tiene Matamoros (tiene 107 mil, según el INEGI) pagarán casi un millón de pesos por esta deuda.
El Ayuntamiento de Matamoros paga con recursos del programa federal de Fortalecimiento Municipal (Fortamun) la cantidad de casi un millón de pesos por mes para amortizar esta deuda pública.
El Fortamun está destinado a los Ayuntamientos en apoyo a programas, proyectos y acciones de beneficio para la población, como obra pública e infraestructura necesaria.
En 2011 y 2012 el Ayuntamiento gastó 17 millones de pesos para pagos a la deuda solicitada en 2008 y 2009, dinero que pudo invertirse en obra pública en esos años.
El Municipio podría disponer de casi el doble de recursos por año para obra pública -de lo que dispone- en beneficio de la población, a no ser porque tiene pagos comprometidos a saldar la deuda cuya justificación fue la realización de obras como la Planta Tratadora de Aguas Residuales que nunca ha operado en Matamoros.
En 2012, El Siglo comprobó un desvío de recursos por más de 4 millones de pesos en pagos a la CFE en lugar de obra pública.
Ni el Estado ni el Ayuntamiento cuentan con documentación que compruebe la realización de un análisis financiero -que por ley se debió hacer y entregar al Estado- en el cual se debían incluir las obras a las que se destinaría el dinero del préstamo.
Para este 2013 el Ayuntamiento destinará casi 10 millones de pesos al pago únicamente del crédito, pero también debe hacer pagos a la CFE, con quien tiene un adeudo de más de 20 millones de pesos y pagar además a los proveedores del Ayuntamiento.
En contraparte en este 2013 hay una inversión de 24 millones 100 mil 974 pesos para obra pública que es lo que el Ayuntamiento se encuentra en posibilidades de realizar.

ASE no finca responsabilidades a funcionarios

En este año la Auditoría Superior del Estado (ASE) admitió solventaciones presentadas por Jaime Hernández Rivera, quien fue tesorero en la pasada Administración Municipal de Matamoros y actual contralor del mismo Ayuntamiento dejándolo libre de cualquier responsabilidad respecto al gasto de este préstamo.
No obstante, a la fecha no es posible conocer puntualmente cada una de las observaciones realizadas y de qué manera fueron solventadas.
Son 16 expedientes los que están en la Dirección de Obras Públicas del Municipio y que corresponden a igual número de obras de un total de 45 que, según el ex alcalde Homero Hernández Muñoz se hicieron con el préstamo.
Otros 22 expedientes correspondientes a igual número de obras no están en la Dirección porque fueron requeridos por la Auditoría Superior del Estado al ser objeto de observaciones (detectaron alguna anomalía), y otros 4 expedientes de obras "menores" tampoco fueron encontrados.
Otras tres obras incluidas por el ex alcalde en la lista de las 45 no fueron ejecutadas, entre ellas un nuevo pozo de agua potable, cuya ejecución se proyectó desde el 2009 y que sigue sin realizarse, a pesar de los problemas que sufren por la falta total de agua potable en la red de más de 20 mil habitantes de ejidos del norte de Matamoros.
En 2010 el Simas de Matamoros tuvo observaciones en el 80% de su presupuesto total de ese año. Lo anterior según el informe de resultados de la Auditoría Superior del Estado (ASE) respecto a la Cuenta Pública del 2011 del Simas.
En 2011 el porcentaje de fallas detectadas por la ASE en la administración de los recursos de los que dispone se redujo prácticamente a la mitad, observaron el 40% del gasto ejercido.
No obstante, la ASE no fincó ninguna responsabilidad contra ninguna autoridad ante la cantidad de observaciones realizadas en ese año.
Cuando las observaciones no son solventadas en el tiempo en el que exige la ASE, ésta puede promover el fincamiento de responsabilidades administrativas, resarcitorias y, en su caso, presentar las denuncias y/o querellas.
Hasta ahora no se ha promovido ninguno de estos recursos.

/media/top5/top-finanzas_matamoros.jpg